Manual Instrucción Cósmica

Demiurgos de la Palabra -4-

Ratio:  / 0
MaloBueno 

El Viento que Gira

 

 

 

 

 

Los Demiurgos de la Palabra. Capítulo 4:  El Viento que Gira

Por Elena Catalán 

 

 

“Nació todo por causa del Señor Dios El Verbo…
…Y se dijo que saliera la palabra donde no había palabra. Que se preguntara por su comienzo, porque el primer señor sol aún no había abierto su voz antigua a ellos” 
“Cómo nació el Uinal” 
Libros de Chilar-Balam

“No sólo de pan vive el hombre, sino de toda palabra o disposición que sale de la boca de Dios” 
Evangelio según San Mateo-IV

 

 

 

 “Escuchad en vosotros mismos, y mirad en el infinito del espacio y del Tiempo. Allí se oye el canto de los astros, la voz de los Números, la armonía de las esferas. Cada sol es un pensamiento de dios, y cada planeta un modo de este pensamiento. Para conocer el pensamiento divino. ¿Oh, almas!, es para lo que bajáis y subís penosamente el camino de los siete planetas y de sus siete cielos. ¿Qué hacen los astros? ¿Qué dicen los números? ¿Qué ruedan las Esferas? ¡Oh, almas perdidas o salvadas!: ¿ellos dicen, ellos cantan. ¡Ellas ruedan, vuestros destinos!” 

Fragmento (de Hermes)

El movimiento genera gravedad en el espacio, girando las masas de materia más pequeñas entorno a la gravedad de las más grandes y veloces, de ese modo, nuestro sistema solar se ve atraído en forma de espiral por la constelación de Orión, siendo como somos la cola de su elipsis. Es decir, la gravedad del total de masa de la constelación de Orión, que es superior a la de nuestro sistema solar, nos atrae, por lo que es tan importante esta constelación y sobretodo Sirio la mitología y en la evolución de la palabra. 

Orión y su perro Sirio, que surgen en el cielo nocturno del oeste, están relacionados con los dioses creadores, los demiurgos de la palabra, los jueces, los guardianes, los herreros, los médicos, mensajeros y psicopompos ocultos del más allá y la resurrección, como Thot, Isis, Osiris, Odín, Loky, Mercurio, Hermes, Esculapio, Apolo, Hades, Vulcano, Hefesto, Dionisio, Baco, Mitra, Krisna y Jesucristo, dioses asociados a los signos de Géminis y Virgo, Sirio es además la trinidad, por poseer aparte de su estrella gemela o doble, una tercera estrella de color marrón. 
 
 
 

Géminis, tiene como planeta regente a Mercurio, pero guarda correspondencia con la constelación de Orión, en tanto esta reaparece y asciende de nuevo al cielo durante el gobierno anual del signo de Géminis. Sirio reaparece igualmente durante la regencia de este signo el 19 junio tras setenta días de ocultamiento. Mercurio es el planeta de la elocuencia y el movimiento en la astrología tradicional, él que confiere el don del habla y el sentido del equilibrio, rigiendo los pulmones, el oído, los ojos, la boca, los brazos y las manos. Las manos si, por ser del mismo modo el planeta de la manifestación escrita de la palabra. 

Sirio bajo el nombre de Vulcano, el dios de la fragua, es por encima del planeta Mercurio el autentico regente del signo de Virgo, la Virgen. 

Los animales asociados a Sirio son el perro, el cuervo, el cerdo, el pez y la serpiente, y los de Mercurio el mono, la paloma y la grulla así como Orión rige a los bueyes y da caza a la constelación de Tauro. 

El material de Sirio es el cobre y su color el Rojo y el verde, rige la sabiduría, la curación, la regeneración, la guerra, la navegación y el comercio, es por tanto el regente sumo de los fenicios grandes comerciantes y marineros, a si mismo rige los calderos, las fraguas, los volcanes, las cavernas del interior de la tierra, las montañas, los rallos, los vientos y la lluvia, las murallas y las armas de defensa. 

Los árboles que le están asociados a Sirio son el avellano, el manzano y la vid, igualmente lo es del trigo y la hiedra. Veamos pues como todas estas atribuciones, están unidas en la mitología y la palabra siendo sus letras la C-K-Q-D y las cinco vocales I, E, O, U, A. 

Dios es el sonido, por lo que no es extraño que Jehová sea las cinco vocales I, E, O, U, A. La I es intercambiable por la consonante J como la V lo es por la U de lo que se obtiene Jehová o (Yod-He-Vau-He) es decir: Adan y Eva. 

En el esoterismo Adan es la letra hebrea Yod=J, el poder manifestado, mientras que Eva es Heve (He-Vau-He) “Madre de todo ser viviente”.

De idéntica forma nos encontramos con que la pareja Osiris e Isis surgen del compuesto o-si-aris, siendo Osiris = Adan, ambos Od =Yod, la J = Iota (Yod-Yod-Yod) la figura paterna, el sustentador y establecedor. Iod (Osiris) es la esencia de todo que está en todo y todo vivifica, siendo la sabiduría creadora. 

Osiris o As-ar, era considerado el espíritu de los árboles, el que provoca el sonido al pasar como viento entre sus hojas. 

La runa Yr ( ) asociada a las letras (o-y) es el árbol bifurcado Yr el Bhet-Luis-Nion es la I = Jakim en griego J = Iota o Yota. Ygggrasil era el Fresno que soportaba el Universo para los nórdicos; su nombre significa “caballo portador del As”, portador de Odín. Idra e Idroyomai es “establecer” porque od establece el movimiento el ritmo de la vida actuando siendo el aire que llena los pulmones. 

Os es “señor”, de Os surge asses, cuyo padre universal es Odín, siendo Odín un asio o ass “espíritu”, surgido del imperfecto od “andar” Watam, Wuot, Wüthen, Wuotan, Wodan que significa “Espíritu del mundo que todo lo invade”. 

La diosa Madre y el Dios padre, que todo genera, en el Popol Vuh es un dios dual llamado Alom y Cuaholom. 

Los Mayas tenían un dios llamado Wotan, Wutan o Guatán. Guatán significa “viento arremolinado”. 

Wodh es padre y Ap Wholón o Ap Olen, son “Padre Universal” de cuya derivación surge Apolo dios músico que lo mismo que Odín es un dios de la poesía. Odín deriva de Oend “espíritu” anglosajón Wod de la raíz od el aire de la vida, el soplo o aliento divino que insufla de aire el espíritu, la existencia que se mueve y todo lo vivifica. 

Odín solo tenía un ojo la runa Os ( ) (D-o) en el Beth-Luis-Nion Onn la o, en griego Omicrón, que es “ojo” en egipcio y en fenicio. Oom, Onho y Orn es “huevo”, objeto esférico del que surge vida, como de los ojos de Ra nacieron sus hijos. Sirio surge una vez al año por oriente de lo que da constancia el nombre de Asia. 

En norso “dios” es ass, aesir y “diosa” es asyrja. Esus y asa en escandinavo Ase, galo Aes y etrusco Aes o Aesa es “señor o dios”. 

Osiris es considerado el espíritu de los árboles y su nombre es un derivado del árbol As, que surgió de él en el Mar del Norte. Por parte del asio Odín está el nombre del Gran Fresno Yggdrasil, iggr significa “Odín” y drasil “portador”, por lo que se traduce como “caballo portador del Ass”, pues od raíz de Odín implica “movimiento”. 

La raíz bel como asa designa “amo o señor”, Bel-Merodach es un sobrenombre dado a Júpiter cuando se sienta al lado de Azur el señor sabio, dueño de los oráculos y del horóscopo. 
Júpiter-Asterio era considerado el jefe de las tribus de Astur o Azur. Asterio significa “estrella” y de Asterio derivan Arames, Armenio y Ahriman o el nombre de la raza Aria que alude al doble espíritu o a los doblemente reencarnados. 

Azur-Ilu era considerado el santo juez del cielo y de la tierra. Siendo Júpiter el planeta de la justicia. Hierombaal es pontífice de Jabo o Júpiter. Júpiter-Merodach se sienta junto a Adan al que se le da el nombre de Melkush, Malek Ardí “señor de la ciudad”. 

Baal es el nombre del señor del cielo considerado como dios atmosférico, señor de las tormentas de Hadad, representado como símbolo de fertilidad, su asociación nórdica es Thor, Thórr, Thunar, anglosajón Thunor, alemán doner “trueno”. 

Jueves es Thrusday o Thor´sday siendo el espíritu planetario de Júpiter Bethor. Igual que Júpiter-Zeus el Molgolnir el martillo de Thor descargaba rallos, a causa del diluvio la atmósfera debió de sobrecargarse de energía estática Ionizando el aire. 

Od implica “viento, espíritu o movimiento”. Odín se asemeja a Adán y según una versión alemana del libro de Henoc, Adán es un compuesto de las iniciales de cuatro vientos Anatole, Dysis, Arctos y Mesembria. Peneuma es “soplo o espíritu” y “poesía” se compone del fenicio phohe “boca” y de ish “ser principal o superior” emparentándose con la raíz Os, la letra hebrea Hai es “todo lo que vivifica”. Eva es llamada Aisha la esposa de Aish que es el intelecto superior. Aisha es a su vez la psiquis, uniéndose así el hierograma caldeo IAH (yod-yod-yod) y IEVE (yod-he-vau-he). 

Apolo era el dios de la poesía, La letra P intercambiable por F como “ph” es “cabeza, jefe, o ser principal”, phos en griego es “hombre o luz”. 

En los misterios apolíneos se aprendía el control de la respiración y a hacer resonar las palabras con sus modulaciones fonéticas correctas lo que genera energía, decían:  
 
 
 

“Mientras tú hablas, de tu boca surgen en un flujo intermitente fuego y agua, el fuego no es más que la ascesis de la palabra hacia el pensamiento, el agua es el descenso de la palabra hacia el sentimiento”

Versos apolíneos

Apolo deriva de Ap “padre, jefe o cabeza” y Olen “ser Universal” y por tanto Ap Olen y Ap Wholón, quieren decir; Padre Universal, los aztecas tenían un rey llamado Ah Bolon Dzacab “el nueve fecundador el sabio”. Wotan “Odín” fue el primero en hablar en verso y la poesía era el lenguaje que hablan los dioses. 

Para los nórdicos Kvasir fue el inventor de las runas. Kvasir era un sabio que en los albores del tiempo conjuro los colores que produce el sonido y sus formas para plasmar la palabra y el arte del verso, fue así el primer dueño del don de la poesía, que gravo las runas sobre tablas de fresno o de haya. En los lenguajes celtas árboles es igual a letras, en tanto el alfabeto irlandés el Beth-Luis-Nion es un alfabeto de árboles además de calendario y oráculo. 

Haya sirve para aludir a la “literatura”, y “libro o book” proviene de la palabra gótica para letras. 

Pero Kvasir fue asaltado por dos enanos que lo mataron, recogieron su sangre y la mezclaron con miel distribuyéndola luego en tres Jarras, una poseía la lógica de Kavasir, otro la elocuencia y el tercero la poesía. Y los ocultaron en una cueva inaccesible y desconocida incluso a los ass. Pero uno de los cuervos de Odín (sus mensajeros) lo presenció. (Los cuervos de Odín eran Hugin y Munin) Y de retorno al su hombro de su señor Odín se lo contó. 

Odín, probo un poco del jarro de la poesía, a partir de entonces hablo en verso, luego tomo parte de la lógica y de la elocuencia. Sus hijos, Bragi y Saga, que se hallaban presentes, rogaron tomar también. Saga, muchacha prudente, tan solo se mojo los labios con el de la poesía, en tanto, su hijo Bragi, tomo un gran sorbo, por lo que no cesaron de brotar canciones y alabanzas de su boca, así que Odín lo declaro dios de la poesía y le mando custodiar el resto de las tres jarras, mientras que Saga fue nombrada diosa de la tradición. 

Sothis o Sept era el nombre egipcio de Sirio asociado a Isis o Ast bajo el nombre de Isiothis.  
 

 

Isis, la diosa del trono, la diosa del 
sustento es identificada con el viento, de 
ella se dice que tiene dominio sobre 
ellos, siendo Isis la que gime como el 
viento, ella misma representa el soplo, el 
espíritu, el viento del amanecer, la brisa 
matutina. A veces Isis adopta la forma 
de una golondrina ave que alude a la 
velocidad del viento, y bajo la 
apariencia de este animal Isis insufla 
vida mediante el aire aventado por sus 
alas. 

 


Isis era la diosa de la palabra sagrada y como tal con su voz podía provocar al viento y a la tormenta. Relacionada estaba con la brisa matinal y los vientos de la primavera y la fertilidad, como la Isthar de Mesopotámica, la Asthar arábiga y la Astarté camanea esposa de Ba´al. 

 

 

Los sobrenombres Neith o Nit la relacionaban con la función de demiurgo universal y diosa madre de los dioses, siendo el soplo que insufla la vida al hombre a través del cordón umbilical o el hilo de plata. Lo que la relaciona con Eva (He-Vau-He), dado que la E en hebreo representa la capacidad torácica, de ello que surja de la idea de una costilla, porque Aim la E en hebreo es todo lo interno, es el oído con su función de oír y el sonido imperceptible del vacío de la nada, al mismo tiempo que el vació de la capacidad torácica que se llena de aire para realizar la funciones de la respiración y el habla. Vau-Wu en chino es igualmente el vacío así como en hebreo es Waw oído y el ojo del hombre siendo el sonido que emite el aire que lleva el viento y representa igualmente a las aguas insondables de lo profundo y misterioso que guarda el secreto de la unión a la existencia o a la no existencia. 
El trono era el jeroglífico que componía el nombre de Isis,  unido a que es portadora del nudo de la vida, la hace ser considerada como diosa del abrazo, siendo a veces representada abrazando a un cadáver. Ella abraza a los cadáveres porque ella lo abraza o sostiene todo, siendo por tanto el real asiento del sustento. Mientras que Osiris o As-ar se componía de los jeroglíficos del trono y del ojo. 

 

Un atributo tanto de Isis como de Eva como de Maria era la paloma, debido a que de la unión de Yod y Heve surge (Yod-He-Vau-He) Ieve o lo que es lo mismo ieoua “Jehová”, Ieve se suele remplazar por Iah que es (Yod-Yod-Yod) El padre, pero que a su vez es Iahu la Paloma Suprema cuyo nombre más utilizado nos da de nuevo Ieova “Jehová” o las cinco vocales, I, E, O, U, A, Ionah significa paloma. 

Aisha el alma era otro nombre de Eva, siendo como es la paloma símbolo asociado a la virgen Maria

 Como resultado encontramos que Wodh es padre, mientras que Heve es el espíritu santo, de cuya unión surge el verbo creador, siendo od el aire de la vida, el soplo o aliento que insufla vida, el soplo o aliento divino el aire del espíritu de la existencia que se mueve y todo vivifica, dando como unión al hijo, la letra hebrea N es hijo, MM, el hijo que aun en tensión se despliega y se repliega sobre sí mismo. Así el hijo de Maria es Esus “dios” y por tanto Jesús es Dios, padre Dis-Pater como lo es Júpiter. 

Jesús es Cristo nacido de una virgen, porque las palomas son símbolos de las vestales, una virgen como lo era también Devaki, la madre de Krisna, de cuya vida la de Jesucristo es paralela. Cristo es el enviado, el Mesías cuyo nombre significa pez. Pez porque el nombre de Cristo fue marcado por una estrella surgiendo del mar de Oriente, Sirio, que fue precedida por los tres reyes magos que eran astrólogos, en argot, pero que realmente eran las tres estrellas del cinturón de Orión y el ángel Gabriel es el ángel de la anunciación, siendo Herne, el Hermes griego, la estrella Sirio. 

Isis es la diosa de la inundación del Nilo y tanto Isis como Sirio se asocian a la navegación siendo el timón uno de los emblemas de Isis. Sirio es la estrella guía de los navegantes y a Isis se la denominaba la estrella de la mar “Stella maris” siendo los comerciantes y navegantes quienes exportaron los misterios Isíacos. 

Od siendo el movimiento que denota el sentido del equilibrio y del ritmo se asocia a la runa Dorn = ( ) en el Bhet-Luis-Nion La D = Duir que es “pez” en egipcio, lo curioso es que aún quedan algunas especies de peces que poseen un pequeño pulmón por medio del cual poseen el sentido del ritmo. Y como Sirio rige la sangre roja del hombre, Apolo es el dios del corazón ,que pone en movimiento acompasado a la sangre, pero el respirar bien es ya de por si toda una ciencia del ritmo. Por ello es tan importante el corazón en los ritos egipcios o en los cristianos bajó la idea del sagrado corazón de Jesús. 

Mercurio el Hermes griego era el dios de la navegación y del comercio como lo era Thot, el Hermes Trismegisto, “el tres veces grande o poderoso” porque la trinidad es usado en todas las mitologías así vemos que Odín el creador de las runas; era Teut = dios, Essu tiene el mismo significado, Teut-Tat-Es es “Dios, Padre y Señor” los Teutones, Theuth o Teutales, las tribus germanas son así los hijos de Teut los hijos de dios, en alemán Tentscch o Tentchen, Tuiston entre los sajones. Thor, Thunor, “el trueno”, es el hijo de Odín de lo que se obtiene que la T en la que fue crucificado Jesús “Esus” es la trinidad cristiana, “Dios, Hijo y Espíritu Santo” el Te que actúa mediante el Tao.  
 
 
 
Thot, Thout, Tehuti, Thoth, aparte de ser el notario de los dioses, es el inventor de las ciencias y el arte, fue el creador de los jeroglíficos y por tanto el arquitecto del universo, conocedor de la geometría sagrada y de la estructura del trazo interno y vital que subyace en todo lo existente, por lo que supo plasmar como jeroglíficos, respetando la magia, esencia, fuerza y realidad intrínseca de todo, debido a que Thot era Ptah, o lo que es lo mismo, la palabra o verbo creador. De él, se cuenta que como demiurgo universal, el mundo surgió de su verbo creador, y, que él, en forma de Ibis fue el incubador del primigenio huevo cósmico. Ya que la creación reside en el equilibrio del nombre al ser pronunciado, así lo que no tiene nombre y por tanto no puede ser nombrado, no existe, de ahí la magia del nombre o del carácter dibujado, cuando lo representado esta en armonía con la representación que lo equivale. Por ello, si el verbo concuerda mediante una invocación o maldición se puede influir sobre lo nombrado. Thot en esencia era el verbo creador de Atón creado cuando Atón adquirió conciencia sobre sí mismo. Thot era por tanto el señor de las palabras divinas, el arquitecto del universo y el escriba de los dioses, sus representaciones más habituales eran con cabeza de Ibis o bajo la forma de un Mandril. También era asociado como cinocéfalo a la luna bajo el nombre de Thot-Lunus.