Manual Instrucción Cósmica

Nueva excavación en Orce para conocer la forma de vida de primeros habitantes

Ratio:  / 0
MaloBueno 
El director del proyecto es Robert Sala y su equipo lo integran 45 personas
Efe | Granada

 

Una nueva campaña de excavación arqueológica en Orce, que se desarrollará desde mañana y hasta el 18 de septiembre, tratará de descubrir "horizontes claros de ocupación humana" para conocer la forma en la que los primeros habitantes de la zona controlaban el territorio y accedían a los recursos.

Así lo ha explicado a Efe Robert Sala, director del proyecto de excavación, que, con un presupuesto de unos 65.000 euros, será llevado a cabo por un equipo del Instituto catalán de Paleoecología Humana, también responsable de la campaña desarrollada hace un año en el mismo lugar.

Aquella campaña tuvo como objetivo el estudio de los orígenes del poblamiento humano en la cuenca de Guadix-Baza a través de la investigación en los yacimientos de Barranco León y Fuente Nueva 3.

Concluyó con la constatación de la existencia de vida humana en la zona hace 1,3 millones de años, la recuperación de 105 herramientas líticas y el levantamiento de 1.400 registros.

El objetivo de la campaña que se inicia mañana en esos mismos yacimientos de 1,3 millones de años de antigüedad es el de descubrir elementos "más claros y singulares" de la ocupación humana en la zona. El objetivo es conocer la forma en la que los primeros habitantes controlaban el territorio, accedían a los recursos y actuaban al borde de un lago, como era el caso de Orce, según Sala.

Durante esta primera semana, una parte del equipo (integrado en su totalidad por 45 personas) preparará la infraestructura para iniciar las excavaciones a partir de la próxima con el grupo de arqueólogos ya al completo.

Entre los objetivos del equipo también está el de recuperar una gran pieza de dos metros de longitud (una defensa de elefante) ubicada en el yacimiento de Fuente Nueva 3.

Parte de esa pieza está al descubierto desde excavaciones anteriores llevadas a cabo en el año 2006.

Con su recuperación pretenden conocer la actividad humana que se desarrolló en torno a la defensa, según Sala, para quien la evidencia dela existencia mamífera de grandes dimensiones y otros hallazgos del estilo ilustran "cómo los humanos accedían a esos recursos y competían con hienas y otros carnívoros para ser los primeros".

Tras la última campaña de excavación, que se desarrolló del 30 de agosto al 20 de septiembre de 2010, el equipo de arqueólogos se ha centrado en trabajos de laboratorio consistentes en el análisis de las herramientas de piedra halladas -algunas "claramente usadas para despedazar animales"- y de las materias primas utilizadas, como el tipo de roca empleada y su procedencia.

El análisis ha permitido demostrar por ejemplo que aunque la mayoría de las rocas que empleaban los habitantes de Orce eran de su entorno más inmediato -en concreto de los torrentes que bajaban de la sierra-, había otras que procedían del exterior, según Sala.

En la campaña de este año, el equipo encargado de la excavación sacará además por primera vez muestras, para su datación, de otros yacimientos de la cuenca ubicados en Cúllar Baza y Huéscar.